martes, 30 de noviembre de 2010

Quimeras







"Bajo un inmenso cielo gris, sobre una inmensa polvorienta llanura sin caminos, sin hierba, sin siquiera un cardo o una ortiga, me encontré con unos hombres que caminaban encorvados.
Cada uno de ellos cargaba sobre la espalda una enorme Quimera, tan pesada como un saco de harina o de carbón o como la impedimenta de un soldado romano.
Pero la bestia monstruosa no era ningún peso inerte; al contrario, envolvía y oprimía al hombre con sus músculos elásticos y poderosos; se aferraba al pecho de su montura con dos grandes garras; y su cabeza fabulosa se levantaba por encima de la cabeza del hombre como uno de esos horribles cascos con que los antiguos guerreros esperaban contribuir al terror de sus enemigos.
Le pregunté a uno de estos hombres adónde iban cargados de este modo. Respondió que él no lo sabía ni ninguno de sus compañeros, pero que sin duda iban a algún lugar porque les impulsaba una necesidad invencible de seguir adelante.
Si algo me sorprendió fue que ninguno de estos viajeros parecía irritado por la feroz bestia colgada de su cuello y pegada a su espalda; uno diría que las consideraban parte ellos mismos. Ninguno de aquellos rostros cansados y serios mostraba el menor signo de desesperación; bajo la sombría bóveda del cielo, con los pies hundidos en el polvo de una tierra tan desolada como el cielo, aquellos hombres seguían adelante con el gesto resignado de los condenados a mantener siempre la esperanza.
Y el cortejo pasó junto a mí y desapareció en la atmósfera del horizonte, donde la redondeada superficie del planeta se oculta a la curiosidad de la mirada humana.
Y por algunos momentos seguí tratando de comprender este misterio; pero pronto una irresistible Indiferencia descendió sobre mí,  y me sentí más abrumado aún que ellos bajo el peso terrible de sus Quimeras."

Charles Baudelaire, Chacun sa chimére.


Con vigor






"Con vigor, la mano sostiene la piedra. Pero la sostiene con tanto vigor sólo para poder arrojarla más lejos. Pero el camino conduce aún a esa lejanía."

Franz Kafka, Consideraciones acerca del pecado.



Una historia sobre la verdad






"Cuentan que un rey, obsesionado por los conceptos de verdad absoluta, verdad relativa y mentira, ordenó que todo aquel que en su reino no dijera absolutamente la verdad, fuera ahorcado.
Ese mismo día un santo con fama de loco se presentó ante el rey y dijo:
-Majestad, según tu decreto, hoy me ahorcarás -y riéndose a carcajadas se marchó.
El rey quedó completamente confundido. Si lo ahorcaba, estaría ejecutando a alguien que habría dicho la verdad. Si no lo ahorcaba, dejaría escapar a un mentiroso.
Inmediatamente dio orden de derogar el decreto.."


Vázquez y CalleLos 120 mejores cuentos de las tradiciones espirituales de Oriente.(doc)


El día de la marmota




"¿Y si no hay mañana? Hoy no ha habido."

"¡Bien excursionistas, arriba! Despertad y no olvidéis los descansos, porque hoy hace frío. Hace frío todos los días. ¿Dónde te creías que estabas, en Miami? Pues te equivocas."

"Yo les daré una predicción del  invierno. Va a ser frío, va a ser gris y va a durarles el resto de su vida."

"-¿Perdona, qué es lo que has dicho?
- Soy un dios
- ¿Eres dios?
- Soy "un" dios, no soy "el" dios... no creo.
-¿Por qué has sobrevivido a un atropello?
- No solo he sobrevivido a un atropello. No solo exploté ayer. He sido apuñalado, disparado, envenenado, congelado, ahorcado, electrocutado y quemado.
-¿En serio? (...) Tú no eres un dios, te doy mi palabra, te hablan doce años de escuela católica.
-¿Cómo sabes que no soy un dios?
- Oh, ¡por favor!
-¿Cómo lo sabes?"

"Quizá el auténtico Dios use trucos. Quizá no sea omnipotente. Solo que lleva aquí tanto tiempo que lo sabe todo."



"¿Sabes que día es hoy?
- No ¿cuál?
- Hoy es mañana."




Ver/Bajar Atrapado en el tiempo


lunes, 29 de noviembre de 2010

Redes 74: Cerebros y máquinas conectados



Prejudice




This is a song about prejudice
And the language of prejudice
And the power of the language of... prejudice
It's called
Prejudice

In this modern free spoken society
There is a word that we still hold taboo
A word with a terrible history of being used to abuse oppress and subdue
Just six seemingly harmless letters arranged in this way will form a word
With more power than the pieces of metal and that are forged to make swords
A couple of G's an R and an E an I and an N
Just six little letters all jumbled together have caused damage that we may never mend
And it's important that we all respect that if these people should happen to choose to reclaim the word as their own it doesn't meant the rest of you have a right to its use
So never under estimate
The power that language imparts
Sticks and stones may break your bones but words can break hearts
A couple of G's G's unless you've had to live it an R and an E Even I am careful with it
An I and an n and in the end it will only offend don't wont to have to spell it out again

Yeah

Only a ginger can call another ginger ginger


Mis tardes con Margueritte










"Yo me llamo Margueritte, con dos tes"

"En las historias de amor no siempre hay solo amor. A veces, no hay ni un te quiero, y sin embargo queremos"

"He decidido adoptar a Margueritte. Pronto celebrará su octogésimo sexto cumpleaños, más me vale no esperar demasiado, los ancianos tienen tendencia a morirse. "

"Las palabras son cajas que sirven para ordenar los pensamientos con el fin de presentarlos mejor a los otros y dejarlos claros. Por ejemplo, los días que tienes ganas de darte de puñetazos contra todo lo que se mueve, puedes limitarte a poner mala cara. "

"Hay paquetes preciosos que contienen pobres mierdas, y paquetes mal preparados con auténticos tesoros dentro. ¿Os dais cuenta de por qué desconfío de las palabras?"

"Antes era casi analfabeto -«Que no sabe leer ni escribir. Véase: ignorante»-, y no me avergüenzo de  ello. La lectura es adquirida. No hace falta ir en su busca: cuando eres pequeño, te mandan al colegio para cebarte como a las ocas. "

"Margueritte dice que cultivarse es intentar subir a lo alto de la montaña. A día de hoy, entiendo mejor lo   que eso significa. Cuando estás en el llano, crees que lo ves y lo sabes todo del mundo: la pradera, la alfalfa y las bostas de vaca (el ejemplo es mío). Una buena mañana, coges la mochila y empiezas el ascenso. Cuanto más te alejas, más mengua lo que dejas atrás: las vacas se vuelven tan pequeñas como conejos, como hormigas, como cagarrutas de mosca. En cambio, el paisaje que descubres al subir parece cada vez mayor. Creías que el mundo se terminaba en la colina de enfrente, ¡pues no! Detrás de ésa hay otra, y otra, y, un poco más arriba, aún otra. Y luego todo está lleno de colinas. El llano en donde vivías tan tranquilo sólo era un llano igual que muchos otros, ni siquiera el más grande. ¡De hecho era el agujero del culo del mundo! "

"Así Margueritte me leyó Un viejo que leía novelas de amor. Un lunes llegó con aspecto un poco altanero. Sacó un librito del bolso y dándole unos golpecitos me dijo:
-Ésta es la novela de la que le hablé el otro día.
-¿La de los indios de la Amazonía? –le pregunté.
-Sí, entre otras cosas –me respondió.
-Es delgadita -comenté.
Me dijo que no hay que juzgar los libros por eso.
-Como tampoco puede juzgarse a las personas por su estatura –repliqué-. Si uno toca el suelo con los pies, ya es bastante alto, ¿no es verdad?
E inmediatamente me sentí un imbécil, porque a Margueritte le colgaban las dos canillas en el vacío. Para los bancos no tiene talla de adulta. "


Marie-Sabine Roger, Tardes con Margueritte.


Los libros de Germain y Margueritte

La peste – Albert Camus

"¿Cómo sugerir, por ejemplo, una ciudad sin palomas, sin árboles y sin jardines, donde no puede haber aleteos ni susurros de hojas, un lugar neutro, en una palabra? 
El cambio de las estaciones solo se nota en el cielo. La primavera se anuncia únicamente por la calidad del aire, o por los cestos de flores que traen a vender los muchachos de los alrededores. Una primavera que venden en los mercados."

Un viejo que leía novelas de amor – Luis Sepúlveda

«El cielo era una inflada panza de burro colgando amenazante a escasos palmos de las cabezas.»

«A veces, un paciente lanzaba un alarido que espantaba a los pájaros, y alejaba las pinzas de un manotazo llevando la mano libre hasta la empuñadura del machete.»

La promesa del alba – Romain Gary

«¡Uno siempre vuelve para aullar como un perro abandonado sobre la tumba de su madre!»

«No es bueno ser amado de esa manera, tan joven, tan pronto. Te acostumbras mal. Crees que lo has alcanzado. Crees que el amor existe en todas partes y puede encontrarse de nuevo. Cuentas con ello. Miras, confías, aguardas. Con el amor de una madre, la vida te hace una promesa al alba que jamás cumple… Luego te ves obligado a esperar hasta el fin de tus días.»

«Nunca jamás, nunca jamás, nunca jamás. Unos brazos adorables te rodean el cuello y unos labios muy dulces te hablan de amor, sin embargo, tú ya estás al tanto. Pasaste muy temprano por la fuente y lo bebiste todo. Cuando de nuevo sientes sed, por más que te lances a todos lados.»






Dogville













Dogville es una película del año 2003 dirigida por Lars von Trier y protagonizada por Nicole Kidman. Es la primera película de la trilogíaEstados Unidos: tierra de oportunidades, seguida por Manderlay (2005) y Wasington (2009).


SINOPSIS

La película cuenta la historia de un pueblo llamado Dogville, en el interior de los Estados Unidos, durante los años de la depresión. Allí va a parar Grace, una bella mujer interpretada por Nicole Kidman que huye de unos gángsters. Tom Edison (Paul Bettany), un joven escritor fracasado con aspiraciones de filósofo, encuentra esa noche a Grace y le propone que se esconda en el pueblo. Convence al resto de vecinos con una retórica moralista, y les brinda la oportunidad de deshacerse de Grace en dos semanas si alguno de ellos no acepta la nueva situación. Éste será el punto de inflexión al principio de la película y del cual dependerá el destino de todos sus habitantes. Dogville es, sobre todo, el retrato de sus habitantes y su relación con una recién llegada (Grace).
Los acontecimientos posteriores divididos en 9 capítulos narran las vivencias de Grace con el resto de vecinos (apenas dos decenas de habitantes). De cómo la protagonista trata de ganarse la confianza de cada uno ayudándolos en sus quehaceres diarios, servicios que en principio no son necesarios, pero a los que a poco todos accederán. De cómo estos temerosos habitantes la aceptarán y la encubrirán, aún cuando el pueblo es vigilado por la policía. Grace será feliz en esos días, ha encontrado un sitio en la comunidad y el amor florece entre ella y Tom. De cómo la relación en principio cordial y amistosa con el pueblo se vuelve cada vez más tensa y surrealista. Sus habitantes, en apariencia humildes y de buen corazón, exigen una compensación mayor por el peligro que corren al cobijar a una fugitiva.
Grace, del día a la mañana, se ve transformada en esclava trabajando en cosas que “nadie necesita” pero que todos exigen. De cómo la situación degenera hasta el punto en que Grace sufre abuso sexual por parte de uno de sus “protectores”. Intenta huir pero es traicionada y encadenada por el cuello a una rueda oxidada y acaba sufriendo como una penitencia los abusos de todo el pueblo. De cómo la historia da un giro de ciento ochenta grados cuando es traicionada por Tom, el único que hasta el momento había estado a su lado, y los gángsters vuelven al pueblo. Grace se descubre como la hija del mafioso, que en un intento de huir de la corrupción de su padre, había llegado a Dogville. Finalmente, la respuesta de Grace es hacer desaparecer al pueblo y sus habitantes que la humillaron y traicionaron.


ANÁLISIS

Dogville es una historia desgarradora donde se representa magistralmente la esencia de la condición humana en cada uno de sus intérpretes. Desde el humilde granjero, el médicohipocondríaco, la erudita profesora o el ciego automarginado, gente bondadosa y “temerosa de Dios”, todos comparten esa tendencia, parte intrínseca de la historia y del ser humano, de utilizar vilmente su poder sobre los demás. Poder velado bajo el tupido manto de un sociedad endogámica y transformado en represión. Al final de la película aparece una secuencia fotográfica de personajes depauperados de la época de la gran depresión, las fotografías en cuestión han circulado desde hace muchos años generando compasión y solidaridad con los desposeídos, sin embargo, Dogville hace referencia directa a tales desposeídos y lo que son capaces de hacer en caso de tener la oportunidad: volverse déspotas, opresivos y crueles como el que más. Con ello la película enmienda la plana al discurso idealista de que los depauperados y los humildes son bondadosos y que la maldad es algo privativo de los grupos privilegiados. La película aniquila, pues, el discurso inocente de que el pobre o el miserable es, en principio, bondadoso o solidario. Pero si deja al final la sensación de que el poderoso tiene la última palabra e inclusive dictamina la ley. En el caso de la película, la protagonista puede cobrar venganza al ser hija de un poderoso ganster y acabar con el pueblo entero.
Podríamos trazar los acontecimientos de forma secuencial como una campana de Gauss: partiendo de la llegada de Grace, la curva asciende, símil de los sentimientos y los valores positivos en la primera mitad de la película, como la amistad, la bondad, la esperanza; esa curva se tuerce justo a la mitad y comienza el descenso, donde afloran gradualmente aquellos aspectos escondidos que gobiernan los comportamientos de los habitantes de Dogville, la represión, la humillación y el abuso... Por último Grace admite la verdadera naturaleza del ser humano y la asimila cuando ordena asesinar a todos sus habitantes.
El papel de Tom, es sin duda digno de mención. Dado a “ilustrar” a la comunidad en la búsqueda de una moralidad superior, se presenta como un espectador más de los hechos, incapaz de hacerles frente y sumido en una situación hipócrita que no obstante intenta racionalizar.
Dogville es una de esas películas que no deja indiferente a ningún espectador. Muy de cuando en cuando este arte se descubre y aparece una de estas pequeñas joyas que demuestran que no todo está inventado. Dogville lanza como un dardo a la esencia misma del alma humana. Es una alegoría sobre la sociedad y en mayor medida de los estados y gobiernos. El margen de interpretaciones es extenso, y suscita en el espectador ese tipo de cuestiones esenciales realizadas desde el principio de los tiempos y que les hace humanos.
Se trata sin duda de una detallada puesta en escena, en la forma y en el fondo, con tendencias absolutamente teatrales. En referencia a la escenografía, todos los acontecimientos se desarrollan en un mismo lugar, Dogville, construido como decorado interior de una forma muy particular: han obviado todas las paredes y objetos superficiales del pueblo y en su lugar las han representado mediante líneas pintadas sobre el suelo negro. Así mismo, cada zona delimitada está señalada con su nombre, como la “Casa de Tom Edison”, el “Calle del Olmo”, etc. Es, en efecto, una apuesta arriesgada, tanto desde el punto de vista temático como estético, pero la magnífica ambientación decadente y claustrofobia que se ha conseguido, hacen olvidar al espectador la falta de dichos elementos y centran la atención en los personajes y los diálogos. No hay un solo detalle caprichoso, desde la iluminación o los planos, o incluso el rótulo que luce inscrito a la entrada de la mina del pueblo “dictum ac factum”, refleja ese humor irónico y algo negro existente en toda la película.
Un experimento rodado de forma singular, escrita y dirigida por Lars von Trier, cofundador del movimiento Dogma 95. No obstante en esta obra, no obedece todas las reglas de su propio manifiesto o simplemente las ha suavizado en su propio beneficio. Por ello, entre otros motivos, ha sido criticado muy negativamente en algunos sectores; pero su forma vanguardista, innovadora y siempre polémica de hacer cine ha cosechado magníficas opiniones entre los críticos, premios en los certámenes más prestigiosos y éxito entre el gran público.

Via. 


"Lars von Trier se inspiró de Die Greigroschenoper (La ópera de perra gorda), escrita en 1928 por Bertolt Brecht y Kurt Weill, para el guión de Dogville. La actitud de Grace y su veredicto final, cuando su padre y ella dejan atrás el pueblo arrasado de Dogville y los cadáveres de sus habitantes, recuerda el comienzo de la famosa canción de los piratas que canta Jenny en la ópera: " Via


Se mueven entre las sombras
donde nadie les ve.
Les encadenan y me los traen,
me preguntan:
¿Los matamos ahora o luego?
¡A mí me lo preguntan!
¿Los matamos ahora o luego?
El reloj da las doce,
qué tranquilo está el muelle.
Se oyen las sirenas a lo lejos.
Y en ese silencio de muerte,
yo diré: ahora mismo, ahora mismo.
Luego amontonarán los cuerpos
y yo diré:
¡Que os sirva de lección!





Diálogo Final

Grace -¿Necesitas justificar tus actos antes de dispararnos? Eso es nuevo. Podría ser interpretado como síntoma de debilidad papa, me decepcionas.
Padre – No voy a disparar a nadie
Grace – No sería la primera vez que me dispararas.
Padre – Si, perdóname. Lo lamento. Pero dispararte no sirvió para solucionar tus problemas.
Grace – Si no quieres matarme, ¿para qué has venido?
Padre – Nuestra última conversación, en la que me dijiste qué era lo que no te gustaba de mi, quedó sin terminar porque te escapaste. Creo que tengo derecho a decir qué es lo que no me gusta de ti. Me parece que es la regla de una conversación educada.
Grace - ¿Para eso estabas buscándome? ¿Seguro que no has venido para obligarme a volver y que sea como tú?
Padre – Si existiera la posibilidad de obligarte lo haría, pero se que eso nunca pasará. Serás más que bienvenida si quieres volver a casa y convertirte en mi hija otra vez y estaría dispuesto incluso a compartir mi poder y mi responsabilidad si lo hicieras. Aunque ya sé que te da igual.
Grace – Entonces ¿qué es? ¡esa cosa, esa cosa que no te gusta de mi!
Padre – Fue una palabra que utilizaste para provocarme, me llamaste arrogante.
Grace – A saquear, un derecho otorgado por dios, lo llamo ser arrogante.
Padre – Eso es exactamente lo que no me gusta de ti, ¡Tú eres arrogante!.
Grace - ¿Es lo que has venido a decirme? No soy yo quien espera un veredicto papa ¡eres tú!
Padre – No, no. Tú no esperas un veredicto porque te solidarizas con ellos. Una niñez llena de privaciones y un homicidio no te hacen necesariamente un criminal. La culpa es solo de las circunstancias, los violadores y los asesinos puede que sean víctimas según tú, pero yo, yo los llamo perros y si lamen sus propios vómitos el único modo de detenerlos es con el látigo.
Grace – ¡Los perros sólo se guían por su instinto! ¿Por qué no íbamos a perdonarlos?
Padre – A los perros les podemos enseñar muchas cosas, pero no, si les perdonamos cada vez que se dejan llevar por su instinto.
Grace – Soy arrogante, soy arrogante porque perdono a las personas.
Padre - ¡Por dios! ¡No te das cuenta de lo condescendiente que eres al decir eso! Tienes la idea preconcebida de que no hay nadie, no hay nadie, que pueda alcanzar los elevados valores morales que tú tienes y disculpas a todos. ¡No puedo pensar en nada más arrogante que eso! Tú mi querida hija, perdonas a los demás con excusas que por nada del mundo te permitirías a ti misma
Grace - ¿Por qué no voy a ser clemente? ¿Por qué?
Padre – No, no, no. Tienes que ser clemente cuando el momento lo exige, pero también tienes que conservar tus valores, se lo debes a ellos. El castigo que mereces por tus tropiezos, ellos los merecen por los suyos.
Grace – Son seres humanos, papa.
Padre – No, no. no. ¿Acaso todos los seres humanos no tienen que responder de sus actos? ¡Por supuesto que si! ¡Pero no les concedes esa posibilidad! Y eso es tremendamente arrogante. ¡Te quiero a morir! ¡Pero eres la persona más arrogante que jamás he conocido! ¡Y tú me llamas arrogante!. No tengo nada más que decir.
Grace – Tu eres arrogante, yo soy arrogante. Ya lo has dicho ahora puedes irte.
Padre – Pero... sin mi hija supongo. He preguntado que sin mi hija.
Grace – Sí.
Padre - Bueno
Grace - Sí
Padre – Tu decides, tu decides. Te daré un poco de tiempo para que lo pienses. A lo mejor cambias de idea.
Grace – No lo haré
Padre – Escucha mi amor, el poder no es tan malo. Seguro que encuentras el modo de sacarle partido a tu manera. Date un paseo y piénsalo.
Grace – La gente que vive aquí... hace lo que puede bajo circunstancias muy duras
Padre – Si tu lo dices, Grace. Pero, ¿es suficiente hacer lo que uno puede?. Te quiero.


(Grace sale del coche habla el narrador)


Grace ya había pensado durante mucho tiempo. Sabía que si no la mataban cuando llegaran los gánsters, su padre le sugeriría que regresase para convertirse en cómplice de el y de su banda de matones y delincuentes. No necesitaba dar un paseo para reconsiderar su respuesta. Aunque había comprobado que la diferencia entre la gente que conocía en su casa y la gente que había conocido en Dogville era menor de la que esperaba.
Grace miró los asustados rostros detrás de las ventanas, que seguían cada uno de sus pasos y se sintió avergonzada de ser en parte instigadora de su miedo. ¿Cómo iba a odiarlos por lo que en el fondo era sencillamente debilidad?. Seguramente ella también abría hecho lo mismo que le habían hecho a ella de haber vivido en alguna de aquellas casas. Sinceramente, ¿Acaso no habría actuado igual que Chuck y Bera, que Ben y la señora Henson y que Tom y todos los vecinos del pueblo? Grace se detuvo, y al hacerlo las nubes se abrieron y dejaron pasar la luz de la luna. Fue como si la luz, antes tan compasiva y tenue se negara finalmente a seguir encubriendo al pueblo. Ahora la luz penetraba en cada una de las irregularidades y defectos de los edificios y de las personas. De repente supo muy bien cual era la respuesta a la pregunta. Si hubiera actuado como ellos, no habría podido defender ninguno de sus actos, ni habría podido condenarlos con suficiente dureza. Fue como si su tristeza y su dolor ocuparan por fin el lugar que les correspondía. No, lo que habían hecho no era suficientemente bueno y si uno tenía poder para enmendarlo su deber era hacerlo. Por el bien de otros pueblos, por el bien de la humanidad y, por si fuera poco, por el bien del ser humano que era la propia Grace.


(Grace entra en el coche, junto a su padre)


Grace -Si vuelvo a casa y me convierto de nuevo en tu hija ¿cuando me otorgarías el poder del que me has hablado?
Padre -Ahora.
Grace -Eso significa que también asumiría inmediatamente mi responsabilidad y que tomaría parte en la solución de problemas. Como el problema de Dogville.
Padre -Podemos empezar por disparar a un perro y clavarlo en una pared debajo de esa farola por ejemplo. Bueno a veces sirve de ayuda.
Grace -No eso solo asustaría más a la gente del pueblo. Pero no lo convertiría en un lugar mejor y podría volver a ocurrir si pasara alguien por aquí y pusiera en evidencia, su fragilidad. Para eso quiero utilizar mi poder, si no te importa. Quiero hacer que el mundo sea mejor. (…)
Si un pueblo pudiera desaparecer para beneficiar al mundo seria este.
Padre -Matadlos y quemad el pueblo
Grace -Hay una familia con niños. Que los maten primero y que la madre lo vea. Que los maten uno a uno y que le digan que pararán si puede controlar las lágrimas. Le debo eso. Por desgracia llora con demasiada facilidad.
Padre -Será mejor que te saquemos de aquí. Me temo que ya has aprendido demasiado. ¿Tienes frió cielo? ¿Quieres una manta?
Grace -Estoy bien.
Gangster -¿Quieren que corra las cortinas? ya no las necesitan.
Padre -¿Qué opinas?
Grace -Creo que debemos correrlas. Es lo más correcto.”

“Si Grace había abandonado Dogville o al contrario Dogville la había abandonado a ella y al mundo en general es una pregunta bastante astuta y de la que pocos sacarían provecho si fuera planteada y menos aún si fuera respondida. Desde luego no se ha respondido aquí.”



domingo, 28 de noviembre de 2010

XVI. La tapa






Adonde quiera que vaya, por mar o por tierra,
bajo un clima de llamas o bajo un sol blanco,
servidor de Jesús, cortesano de Citera, 
mendigo tenebroso o Creso rutilante,

habitante de ciudad o aldea, errante o sedentario,
con su pobre cerebro ya activo ya lento,
el hombre vive siempre con el temor del misterio
y sólo temblando mira hacia lo alto.

¡A lo alto, al Cielo! esa bóveda de tumba que le ahoga, 
techo iluminado de un teatro burlesco
donde cada histrión pisa un suelo ensangrentado;

terror del libertino, esperanza del eremita loco:
¡el Cielo!, la tapa negra de la olla enorme
en donde hierve la imperceptible y vasta Humanidad

Charles Baudelaire, La flores del mal




viernes, 26 de noviembre de 2010

A wave of reason




Bertrand Russell:
When you are studying any matter
Or considering any philosophy
Ask yourself only: what are the facts,
And what is the truth that the facts bear out

Carl Sagan:
Science is more than a body of knowledge
It's a way of thinking
A way of skeptically interrogating the universe

If we are not able to ask skeptical questions
To be skeptical of those in authority
Then we're up for grabs

Michael Shermer:
In all of science we're looking for a balance
between data and theory
Sam Harris:
You don't have to delude yourself
With Iron Age fairy tales

Carolyn Porco:
The same spiritual fulfillment
That people find in religion
Can be found in science
By coming to know, if you will, the mind of God

Lawrence Krauss:
The real world, as it actually is,
Is not evil, it's remarkable
And the way to understand the physical world
is to use science

Richard Dawkins:
There is a new wave of reason
Sweeping across America, Britain, Europe, Australia
South America, the Middle East and Africa
There is a new wave of reason
Where superstition had a firm hold

Phil Plait:
Teach a man to reason
And he'll think for a lifetime

Sagan:
Cosmology brings us face to face with the deepest mysteries
With questions that were once treated only
in religion and myth

The desire to be connected with the cosmos
Reflects a profound reality
But we are connected; not in the trivial ways
That Astrology promises, but in the deepest ways

Richard Feynman:
I can't believe the special stories that have been made up
About our relationship to the universe at large
Look at what's out there; it isn't in proportion

Russell:
Never let yourself be diverted
By what you wish to believe
But look only and surely
At what are the facts

James Randi:
Enjoy the fantasy, the fun, the stories
But make sure that there's a clear sharp line
Drawn on the floor
To do otherwise is to embrace madness


Lo más duro del mundo






"Creedme, para ciertos hombres al menos, ¡no tomar aquello que no desean es lo más duro del mundo!"
Albert Camus.



Adolescente





¿Yo, adolescente?
Si de repente, aquí, ahora, se plantara ante mí,
¿tendría que saludarla como a una persona próxima,
a pesar de que es para mí extraña y lejana?

¿Soltar una lágrima, besarla en la frente
por el mero hecho
de que tenemos la misma fecha de nacimiento?

Hay tantas diferencias entre nosotras
que probablemente sólo los huesos son los mismos,
la bóveda del cráneo, las cuencas de los ojos.

Porque ya sus ojos son como un poco más grandes,
sus pestañas más largas, su estatura mayor
y todo el cuerpo recubierto de una piel
ceñida y tersa, sin defectos.

Nos unen, es cierto, familiares y conocidos,
pero casi todos están vivos en su mundo
y en el mío prácticamente nadie
de ese círculo común.

Somos tan diferentes,
pensamos y decimos cosas tan distintas...

Ella sabe poco,
pero con una obstinación digna de mejores causas.

Yo sé mucho más,
pero, a cambio, sin ninguna seguridad.

Me muestra unos poemas
escritos con una letra cuidada, clara,
que no tengo ya desde hace tiempo.

Leo y leo esos poemas.
A lo mejor este de aquí,
si lo acortáramos
y lo corrigiéramos en un par de lugares.
El resto no augura nada bueno.

La conversación no fluye.
En su pobre reloj
el tiempo es barato e impreciso.
En el mío mucho más caro y exacto.

Al despedirnos nada, una especie de sonrisa
y ninguna emoción.

Sólo cuando desaparece
y olvida con las prisas la bufanda.

Una bufanda de pura lana virgen,
a rayas de colores,
hecha a ganchillo
por nuestra madre para ella.

Todavía la conservo.

 Wislawa Szymborska




Life is a joke











Pesada levedad






"Iba andado por aquellos adoquines polvorientos y sentía la pesada levedad del vacío que yacía sobre mi vida."

Milan Kundera, La broma.



Mermela ayer y mañana







"Alicia le desenredó cuidadosamente el cepillo, y trató de arreglarle el pelo lo mejor posible. "¡Bueno, ahora teneís  bastante mejor aspecto!", dijo, tras cambiarle de sitio la mayoría de los alfileres. "¡Pero la verdad es que deberíais tener doncella!"
-¡Por supuesto, te contrataré encantada! -dijo la Reina-. A dos peniques la semana, y mermelada cada dos días.
Alicia no pudo por menos de reírse, mientras decía: "No quiero que me contratéis... y no me gusta la mermelada".
-Es una mermelada muy buena -dijo la Reina.
-Bueno de todos modos hoy no me apetece.
-Hoy no la tendrías ni aunque quisieras -dijo la Reina-. La regla es: mermelada ayer, mermelada mañana... pero nunca hoy.
-Pero de vez en cuando debe haber "mermelada hoy" -objetó Alicia.
-No; no puede ser -dijo la Reina-. La mermelada toca al otro día; como comprenderás, hoy es siempre éste.
-No os comprendo -dijo Alicia-. ¡Lo veo horriblemente confuso!
-Es lo que pasa al vivir hacia atrás -dijo la Reina con afabilidad-: siempre produce un poco de vértigo al principio...
-¡Vivir hacia atrás! -repitió Alicia con gran asombro-. ¡Jamás había oído nada semejante!
-Sin embargo, tiene una ventaja: la memoria funciona en las dos direcciones.
-Desde luego, la mía sólo funciona en una -comentó Alicia-. No puedo recordar cosas antes de que hayan sucedido.
-Es mala memoria, la que funciona sólo hacia atrás -comentó la Reina.
-¿Qué cosas recordáis mejor? -se atrevió a preguntar Alicia.
-¡Oh!, pues las que sucedieron dentro de un par de semanas -replicó la Reina con despreocupación-. Por ejemplo -prosiguió-, pegándose un gran emplasto en un dedo mientras hablaba-; ahí tienes al Mensajero de Rey. Ahora está encarcelado, cumpliendo condena; sin embargo, su juicio no va a empezar lo menos hasta el miércoles que viene; y naturalmente, el delito ocurrirá al final de todo.
-¿Y si no llegara a cometer el delito? -dijo Alicia.
-Entonces mucho mejor; ¿no te parece? -dijo la Reina atándose el emplasto en el dedo con una cinta.

Lewis Carroll, A través del espejo y lo que Alicia encontró allí.



Este es el sitio





















Este es el sitio del taciturno
y del enrollado
y de la reanudación indefinida.
Una mujer retira una camisa,
que deja ver otra camisa, que ella retira,
que deja ver otra camisa que ella retira,
que deja ver otra camisa que ella retira,
que deja ver otra camisa,
y el descanso de la desnudez
no llega nunca.

Henri Michaux



Jay Gatsby
















"Supongo que, incluso entonces, hacía ya tiempo que tenía preparado el nombre. Sus padres eran errantes y poco afortunados campesinos, su imaginación jamás les aceptó como padres. La verdad es que Jay Gatsby, de West Egg, Long Island, nació de su platónica concepción de sí mismo. Era hijo de Dios, frase que si algo significa, es justamente eso, y debía ocuparse de los asuntos de su padre, al servicio de una amplia, vulgar y prostituida belleza. Así, pues, se inventó el tipo de Jay Gatsby, que sólo un muchacho de diecisiete años podía inventar, y fue fiel hasta el fin a esta peregrina concepción."

F. Scott Fitzgerald, El gran Gatsby.



Sorry Seems To Be The Hardest Word






What have I got to do to make you love me
What have I got to do to make you care
What do I do when lightning strikes me
And I wake to find that you're not there
What do I do to make you want me
What have I got to do to be heard
What do I say when it's all over
And sorry seems to be the hardest word
It's sad, so sad
It's a sad, sad situation
And it's getting more and more absurd
It's sad, so sad
Why can't we talk it over
Oh it seems to me
That sorry seems to be the hardest word
What do I do to make you love me
What have I got to do to be heard
What do I do when lightning strikes me
What have I got to do
What have I got to do
When sorry seems to be the hardest word



Defectos







"Las personas más sanas, las más apuestas, las mejor constituidas, son las que aceptan cualquier cosa en el mundo. En cuanto la gente empieza a tener defectos, tiene opiniones personales."
Lichtenberg, Aforismos.



jueves, 25 de noviembre de 2010

Lucille









Lucille es el nombre dado por B. B. King a sus guitarras. Normalmente son Gibson negras similares a la ES-335.
Durante el invierno de 1949, King tocó en un salón de baile en Twist, Arkansas. Para calentar el salón, un barril medio lleno con queroseno fue encendido, una práctica bastante común en la época. Durante su actuación, dos hombres comenzaron a pelear, golpeando el barril quemándose y enviando combustible ardiente hacia el suelo. Esto provocó una evacuación. Una vez afuera, King se dio cuenta de que había dejado su guitarra dentro del edificio en llamas. Este entró al incendio para rescatar a su guitarra, una Gibson acústica. Dos personas murieron en el incendio. Al día siguiente, King descubrió que los dos hombres estaban peleando por una mujer llamada Lucille. King nombró a su primera guitarra Lucille, al igual que a todas las que tuvo desde aquella casi fatal experiencia, como recuerdo de no volver a hacer algo tan estupido como correr hacia un edificio en llamas. Wikipedia



The sound that you're listening to is from my guitar that's named "Lucille"
I'm very crazy about Lucille
Lucille took me from the planatation
Oh and you might say brought me fame
I don't think I can just talk enough about Lucille
sometimes when I'm blue it's seems like Lucille trying to help me, calling my name
I used to sing spirituals when I thought that this was the thing i wanted to do
But somehow or another, when I went in the Army
I picked up on Lucille and started sing the blues
Well, now when I'm paying my dues
Maybe you don't know what I mean when I say paying my dues
I mean when things are bad with me
I can always, I can always you know, like, depend on Lucille

Sorta hard to talk to you myself
I guess I'll let Lucille say all of a few words and then...

You know, I doubt if you can feel it like I do
But when I things about the things that I've gone through,
Like, well, for instance, if I have a girlfriend and she's misusing me
And I go home at night, and maybe I'm lonely, well, not maybe, I am lonely,
I pick up Lucille and then ping out those funny sounds that sound good to me, you know
Sometimes I get to play where I can't even say nothin'
Lookout

Sometimes I think it's cryin'

You know if I can sing pop tunes like Frank Sinatra or Sammy Davis Jr.
I don't think I still could do it
Because Lucille don't wanna play nothin but the blues
And I think I'm, I think I'm pretty glad about that
'Cause don't nobody sing to me like Lucille
Sing Lucille

Well, I'll put it like this
Take it easy, Lucille
I like the way Sammy sings and I like the way Frank sings
But I can get a little Frank, Sammy, a little Ray Charles,
In fact all the people with soul in this...

A little Mahalia Jackson in there

One more Lucille

You know I gotten a lot of you months ago
Alot of you wanna know why I call the guitar "Lucille"
Lucille has practically saved my life two, three times
No kidding, really has
I remember once I was in an automobile accident
And when the car stopped turning over, it fell over on Lucille
And it held it up off of me, really, it held it up off of me
So that's one time it's saved my life

The way, the way, I, uh, I came by the name of Lucille
I was over in Twist, Arkansas
I know you never heard of that, but it happened
And one night, the guys started a ball over there, started brawling, you know what I mean
And the guy that was mad with this old lady
When she fell over this gas tank that was burning for heat, the gas ran all over the floor
And when the gas ran all over the floor
The building caught on fire and almost burned me up trying to save Lucille
Uh, oh, I imagine you're still wondering why I call it "Lucille"
The lady that started the brawl that night was named Lucille
And that's been Lucille ever since to me

One more now Lucille

Sounds pretty good
Can I do one more?

I got Lucille

Sounds really good
I think I'll try one more
All right